martes, 12 de abril de 2011

Socorro! Matrimonio a la vista

Por @carolita_rock
(editado)



Hay personas que ama los matrimonios, sobre todo los hombres, total para ellos una chaqueta, un pantalón con la raya bien hecha, algo de orden en el pelo es suficiente para pasarlo bien, en cambio las mujeres somos otra cosa, podemos tomarnos hasta meses de preparación y muchos meses de estrés si el matrimonio es importante, como el de una de tus mejores amigas de la universidad, de la vida, de la playa, tu hermana o una de tus yuntas del colegio…bueno, justamente ésa es la que ahora me cagó a mí!

Habían pasado varios meses bien contenta pensando que el único parte que había recibido después del verano era uno que me sacó un Carabinero para fiestas patrias, si yo tengo mala suerte para todo, me tocó justo el más pesado, el menos hablador y el único al que durante aaaaaaños de talento para engrupirmelos, no pescó mi show de “Luly” aunque le canté igual, ni tampoco le llamó la atención mi pronunciado y 100% natural escote, ni menos mis antepasados armamentistas….simplemente me pasó el parte. Ah! y no uno sino dos!! El otro era para mi copiloto (por favor no sean mal pensadas) es difícil de explicar pero por favor no mal entiendan estábamos los dos con ropa.

Y bueno, una de mis mejores amigas del colegio se casa y es todo un evento porque la fresca tuvo tres despedidas de soltera (a las cuáles yo fui a dos) y el matri promete ser de lujo, por lo tanto las más cercanas no podemos desteñir, y no conforme con tener que sacar las mejores pilchas, lógicamente tenemos que sumergirnos en revistas de moda para ver el peinado, los zapatos top, la cartera chic, el bronceado a la fuerza o natural (da lo mismo) mientras no parezca que veraneas en el túnel Lo Prado, las joyas de la corona, un maquillaje “soft” para no vernos tan recargadas y viejas y por supuesto, la pareja.

Todo esto es poco en el caso de las que están todo el año en el gimnasio y se ven regias, flacas, bronceaditas de solarium y tonificadas para mostrar piernas y brazos en pleno noviembre, sino que el drama es para las “otras” las que cuando recibimos el parte de matrimonio sentimos como nos tiritaban las piernas de solo pensar que había que hacer DIETA!...No puedo culpar a mi amiga, ella me invitó en febrero, pero es que es un clásico el ..empiezo el lunes…ya ahora sí, empiezo el lunes…ah es que estoy comiendo más liviano igual….apenas haga calor me voy caminando a la oficina, ¿cuántas calorías quema el sexo? …éste es el último plato de comida chatarra, lo juro, la despedida….ya ahora sí que sí, empiezo el lunes…..amigas! me compré una elíptica!!. A esas alturas el gasto para el matrimonio de mi amiga es inconmensurable y ni medio gramo menos.

Ya zanjado el tema del “enchulamiento” y el regalo, viene la parte final pero no menos importante. Yo pensaba hace unos años atrás que ya no sería problema a “estas alturas de la vida” el tema de la pareja para el matrimonio, pero como ya sabrán, pasé de “es complicado” a “soltera” hace un rato ya y por la edad que  tengo yo y ya tienen mis amigos que antes aperraban conmigo a todas, casi todos están casados o de novios y en esa situación, ninguna yegua te lo presta! Por lo tanto el drama se vuelca en quién invitar, y mientras más vieja, más patético. Alguna amiga me sugirió Chilecompra.cl pero lo encontré muy indigno!

Primero me di cuenta con lista de amigos y “ex” en la mano que…varios de ellos no quieren verme ni en pintura, otros varios me sacaron o abiertamente hasta bloquearon de facebook, otro poquito de ellos ya se casó, está a punto de casarse, está viviendo afuera por pega, uno que otro se volvió gay, y un par ahora me tiene terror porque como escribo estas columnas y el resto…ufff….tengo que asumir, los he dejado botados y es muy feo llamarlos para pedirles que se pongan lindos para acompañarme a un matrimonio.

Eso pasa por culpa de una, cuando te descuidas, dejar de visitar a tus amigos, de salir y tener una vida parejita, cuando llega el minuto de invitar a alguien a un matrimonio se vuelve una verdadera e incómoda tortura. Aperraré e iré solita...seguro lo paso chancho!